Reconozco que yo no he sido muy consciente del tema hasta que mi hijo menor ha tenido en clase un compañero con autismo. Entonces me he dado cuenta de lo importante que es para él  y para toda la clase la comprensión y el cariño que comparten entre todos. La riqueza de la diversidad en la comunicación infantil, la compenetración y la naturalidad con la que viven su día a día todos. Tan importante es para él pertenecer a la clase como para la clase contar con su amistad que se expresa de forma distinta pero que ellos entienden perfectamente. Los niños muchas veces nos dan lecciones de humanidad a los adultos, que sin darnos cuenta hemos ido perdiendo naturalidad y construyendo barreras sembradas de prejuicios por miedo a lo desconocido.

Muy a menudo se afirma que las personas con autismo están desconectadas de la realidad, que viven en su mundo. ¿No seremos nosotros los que realmente vivimos desconectados en nuestro mundo excluyendo a todos aquellos que no entendemos? Ya va siendo hora de romper este mito y que nos conectemos todos con ellos. Existen numerosos tópicos sobre este desconocido trastorno que constituyen frenos para su plena inclusión social.

Por este motivo, las Naciones Unidas, desde el año 2008 han declarado el día 2 de abril como el día Mundial de la Concienciación sobre el autismo.

Con motivo de este día, el movimiento asociativo de familiares y personas con Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) ha iniciado una campaña de concienciación que bajo el lema “Autismo. Stop discriminación” pretende ayudar a la sociedad a tomar conciencia de la realidad de las personas con TEA y promover su inclusión.

El término Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) hace referencia a un conjunto amplio de condiciones que afectan al neurodesarrollo y al funcionamiento cerebral, dando lugar a dificultades en la comunicación e interacción social, así como en la flexibilidad del pensamiento y de la conducta. Acompaña a la persona a lo largo de toda su vida, aunque sus manifestaciones y necesidades cambian en función de las distintas etapas del desarrollo y se presenta de manera distinta en cada caso. Por eso las necesidades individuales son muy heterogéneas.

Actualmente, alrededor de 1 de cada 150 personas nacidas en la Unión Europea reciben un diagnóstico de TEA. En nuestro país miles de niños y adultos con Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) experimentan situaciones de discriminación y vulneración de sus derechos fundamentales. A menudo, éstos derivan de la falta de medidas legislativas, apoyos o servicios especializados que respondan a sus necesidades específicas y faciliten oportunidades de desarrollo y de disfrute de una calidad de vida óptima.

El color azul se ha transformado en un símbolo del autismo porque representa lo que viven las familias y personas con este trastorno. Un azul que puede ser brillante como el mar en un día de verano o ensombrecerse como un mar de tempestad.

Ven a la fiesta por el Autismo!

Captura de pantalla 2015-03-29 a las 20.42.00

El próximo día 12 de abril, todo el litoral de Barcelona se vestirá de solidaridad en una fiesta ciudadana de sensibilización por el autismo con el objetivo de acercar a las personas con autismo a todo el mundo para favorecer el contacto y romper mitos, para sensibilizar sobre las necesidades de las personas y familiares y para reivindicar sus derechos y celebrar la diversidad en una fiesta para todos. Todas las actividades incluyen una entrada-donativo que se destinará íntegramente a posibilitar la inclusión de los niños con autismo.

Conecta con el autismo, conecta con el azul y apoya la asociación Aprenem que trabaja para las personas con autismo. A veces no nos damos cuenta de que ellos nos aportan tanto como nosotros a ellos.

http://connectatalblau.org/ca/

http://www.associacioaprenem.org/

 

Publicado por maresdebarcelona

Licenciada en periodismo, creativa publicitaria y fundadora de www.istillmiss.com animalista, feminista, pacifista y madre de 3 fuentes de inspiración constante: Bruna, Mauro y Jorge.

Únete a la conversación

12 comentarios

      1. Hola! Soc mare de n Pau, pateix autisme, la seva escolarització ha estat una experiencia extraordinaria i positiva per a tothom. Molt bonic tot plegat.
        Gràcies per la teva sensibilitat cap al tema.

  1. Me ha encantado Jazz! En nombre de toda la Asociación APRENEM y en particular de la junta en bloque te damos las GRACIAS DE TODO CORAZÓN

  2. Nosotros también conectamos con el Autismo!! Vendemos unas pulseras solidarias para la Asociación Aprenem. El 100% de la recaudación está destinada a ellos. Te invito a verlo en Etoile No.5 http://www.etoileno5.com
    Gracias por este bonito post! Un gran apoyo

  3. M’atreveixo a penjar aquí, una carta publicada avui (2/4/15) a La Vanguardia, és d’un amic meu «dels de sempre», pare d’una nena guapisima amb TEA:

    Imaginen por un momento que vivieran en un mundo en el que tuvieran que comunicarse con gente que les inquieta, sin saber cómo hacerlo. Imaginen que esa gente buscara insistentemente su contacto físico y se dirigiera a ustedes esperando obtener algo que no aciertan a comprender y que, por tanto, no saben cómo dar. Imaginen que al salir de su casa, en lugar de ver lo que conocen, se encontraran en un lugar que no les suena de nada, sin ninguna de sus referencias habituales.
    Imaginen que lo más cotidiano les causara ansiedad o incluso pánico. Imaginen que fueran incapaces de entender las bromas, ni siquiera las más ingenuas. Imaginen que no pudieran trabar amistad con nadie. Imaginen que en esas circunstancias hubieran tendido al aislamiento y para remediar eso les hubieran confinado desde niños en lugares específicos, lejos de los demás, reforzando así su hermetismo.

    Eso que acaban de imaginar es, más o menos, lo que pueden sentir hoy en nuestro mundo muchas de las personas que tienen un Trastorno del Espectro Autista (TEA).
    El día 2 de abril es el día azul, una jornada de concienciación a nivel mundial de ese trastorno que afecta a miles de personas que sólo viven una realidad diferente en un mundo que aún no está adaptado a ellas. Entre todos podemos hacer posible esa adaptación de forma paulatina. Basta con aceptar la integración de esas personas desde su niñez en colegios ordinarios, dotándolos de unidades de refuerzo que incentiven su contacto con los demás niños. Es suficiente con potenciar su inserción laboral en puestos de trabajo adaptados, fomentando su contratación. Pero sobre todo, es necesario aprender a no juzgarlas, evitando el reproche a las conductas propias de su trastorno y enseñar a otros a no hacerlo. Sólo así será posible mostrar a todas estas personas que conviven con nosotros, que también tienen su lugar bajo el sol. Sólo así podremos transmitirles lo que podríamos sentir nosotros al salir de un entorno hostil, de un lugar sin referencias o de un colegio sin amigos.
    Afortunadamente, empieza a haber gente que lo está haciendo, pero aún no es suficiente. Les animo a que se unan a ellos porque, al fin y al cabo, TEA es también la abreviatura de Todos Encajamos Aquí.

  4. Sóc mestra de 2n de primària d’una escola concertada. A la classe tinc un nen amb Tea. Els seus companys són extraordinaris. El cuiden i el mimen moltíssim. Ell també es comunica rient ensenyant-te el q vol… de moltes maneres. Estic encantada amb ell. M’ensenya molt i es fa estimar. És un sol!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.